Imaginario

Netanyahu baja los humos al incendiario Erdogan

 

El primer ministro israelí reaccionó este domingo a la enésima diatriba israelófoba del autócrata turco, que acusó al judío de ser “un Estado que mata a niños”, recordándole su siniestro historial en materia de derechos humanos:

No suelo recibir lecciones de moralidad de un líder que bombardea a los kurdos en su Turquía natal, que encarcela a periodistas, que ayuda a Irán a sortear las sanciones internacionales y que ayuda a terroristas –también en Gaza– a matar a gente inocente.