Revista de Prensa

Los asesinos de deportistas ahora enseñan valores deportivos

 

rp_bandera-israel-quemada-1024x567.jpg

Por su interés, reproducimos dos textos escritos por el periodista Danny Saltzman, de Radio Jai, y publicados por Por Israel.

Los asesinos de deportistas ahora enseñan valores deportivos

Yibril Rayub dirige la Federación de Fútbol de Palestina y el Comité Olímpico de Palestina, pero antes de eso es un terrorista condenado. Él, en nombre de los palestinos, pretende dar a Messi y a la Argentina lecciones de moral.

Expertos en matar civiles, hombres, mujeres y niños. Líderes del terrorismo mundial que no dudó jamás en secuestrar, asesinar y extorsionar tanto a políticos como a la gente común. Responsables de maleducar en el odio a sus niños y exponer a su propia población a la pobreza, el miedo y la humillación. Antidemocráticos por naturaleza, son los culpables directos de que los palestinos no tengan un Estado, y en cambio solo les quede el anhelo de destruir al prójimo.

Ellos, Fatah, Hamás, Yihad Islámica, OLP, o como se hayan autodenominado a través de los tiempos, le explican ahora al mundo que un partido de fútbol no debe jugarse en la capital del Estado de Israel solo porque en sus sueños más delirantes aún esperan que esa ciudad y todo Israel desaparezcan.

Fue el mismo Yibril Rayub el que dijo a Al Mayadín, cadena de televisión afiliada a Hezbolá: “Hasta ahora no hemos tenido armas nucleares, pero, en el nombre de Alá, si tuviéramos armas nucleares, las estaríamos usando”.

¿Ahora queman camisetas de Messi? ¿No les alcanza con quemar sus propias viviendas lanzando desde allí misiles sin importarles jamás la vida de sus moradores? ¿No es suficiente con quemar campos, escuelas, personas y la posibilidad de algún día vivir en paz?

Como dijo alguien, nunca perderán la oportunidad de perder oportunidades. Es tanto el odio que tienen que no pueden aprovechar la exposición que da la visita de Argentina para proponer a sus hijos un acercamiento con los vecinos, hasta tal vez la posibilidad de que niños israelíes y palestinos porten una bandera por la paz al ingreso de los equipos…

Yo no sé si alguna vez alguna parte de Jerusalem será capital de un Estado palestino, ni siquiera sé si serán capaces de dejar de destruir para construirse un futuro mejor. Pero estoy seguro de que la máquina de impedir que construyeron a lo largo de los años les ha hecho más daño de lo que los ha beneficiado.

Puede ser que haya en el mundo gente que compre la mentira y sea solidaria con el terrorismo. Eso es fácil de conseguir, porque el antisemitismo es más antiguo que el conflicto. Solo mírense al espejo y vean quién tiene en sus manos camisetas de deportistas manchadas de sangre.

***

Argentina e Israel no jugarán porque el partido de la sensatez se suspendió hace tiempo

Cuando alguien se pregunte por qué no se puede realizar un evento deportivo en Jerusalem, la respuesta será: “Porque el terror ganó el campeonato”.

No hay mucho más para decir… Argentina jugó en Venezuela, donde no se respetan ni lo más mínimos derechos humanos y se favorece, entre otras cosas, el terrorismo internacional. Jugó en Colombia en tiempos de las FARC; jugó en Estados Unidos, donde la amenaza del terrorismo es constante; y, ni qué hablar, jugará el Mundial de Rusia, en tierras donde está penado ser homosexual u opositor. (…) Ah… si clasifica irá a jugar a Qatar, sponsor del terrorismo mundial que obtuvo su sede con sobornos.

Cuando los antisemitas acusaban a los judíos de cobardes y de victimizarse, jamás imaginaron que los estandartes del antisemitismo moderno, los palestinos, iban a multiplicar esos adjetivos de manera impensada.

Son cobardes, se esconden tras las faldas de sus mujeres y sus niños, se victimizan sin explicar que la causa de sus desdichas son ellos mismos, y tienen la suerte de encontrar en el camino gente tan cobarde como los dirigentes de AFA.

Pero es lógico… el partido era AMISTOSO, y los palestinos no entendieron la palabra.