Revista de Prensa

Huelga general en Turquía

 

polis
"Veinte niñas se desvanecieron en su centro escolar de Besud en lo que parece un nuevo caso de envenenamiento. Los talibanes han declarado la guerra a la escolarización de las niñas, que consideran contraria a la ley islámica"

Los detractores de Recep Tayyip Erdogan han convocado este lunes a una huelga general para denunciar el creciente autoritarismo del Gobierno, embarcado en una campaña islamizadora que está suscitando vivo rechazo en buena parte de la sociedad.

En Turquía no se reconoce el derecho de huelga, por lo que se prevé que vuelva a haber altercados entre manifestantes y fuerzas del orden.

El presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abás, se ha decantado por el hasta ahora presidente de la Universidad An Nayá de Nablús para sustituir a Salam Fayad, que renunció al cargo el pasado 13 de abril.

El secretario de Estado de EEUU, John Kerry, ha saludado el nombramiento de Hamdalá y destacado que se produce en “un momento de cambio”.

El presidente iraní pudo salir por su propio pie del helicóptero en el que viajaba luego de que éste tuviera que hacer un aterrizar en los Montes Elburz debido a un fallo técnico. No se han dado más detalles del incidente.

Ahmadineyad vive sus últimos días como presidente del país en permanente agitación, debido sobre todo a su enfrentamiento con el Líder Supremo, Alí Jamenei.

La policía iraní arrestó este sábado a varios colaboradores y seguidores de Hasán Ruhani durante un mitin celebrado en una mezquita de Teherán. También se practicaron detenciones en el exterior del recinto, contra personas acusadas de “conducta antirrevolucionaria”.

Ruhani es uno de los candidatos aprobados por el Consejo Supremo por su cercanía a los clérigos que dirigen el país y su oposición al todavía presidente Ahmadineyad.

El enfrentamiento se produjo ayer domingo en el Valle de la Bekaa, y según las fuerzas de seguridad libanesas se saldó con la muerte de al menos un guerrillero de Hezbolá y de 15 rebeldes sirios.

Veinte niñas se desvanecieron en su centro escolar de Besud en lo que parece un nuevo caso de envenenamiento. Según la agencia local de noticias AIP, las niñas, que estaban estudiando, inhalaron un gas que fue rociado con un pulverizador, tras lo cual cayeron al suelo. Todas fueron trasladadas a un hospital, y el colegio permanece cerrado hasta nuevo aviso.

Los talibanes han declarado la guerra a la escolarización de las niñas, que consideran contraria a la ley islámica.