Revista de Prensa

Asad, cada vez más fuerte

 

Bashar al Asad.
"Huda al Ajmi, una maestra de 37 años, ha sido condenada por insultado al emir de Kuwait y pedir el derrocamiento del régimen"

El Ejército sirio ha lanzado una nueva ofensiva militar sobre Alepo (norte), después de su estratégica victoria en Qusair, la semana pasada.

La operación, denominada Tormenta del Norte, tiene por objeto la reconquista de la segunda ciudad del país.

Por otro lado, el responsable de la Inteligencia israelí, Yuval Steinitz, ha afirmado que, con la ayuda de Irán y Hezbolá, Bashar al Asad puede perfectamente ganar la guerra.

Así lo ha confirmado el viceprimer ministro, Bulent Arinc, a los dirigentes de la Plataforma del Parque Geri, que toma el nombre de uno de los parques que rodean la plaza Taksim, donde comenzaron los disturbios.

La reunión entre el primer ministro turco y los líderes de la revuelta tendrá lugar mañana miércoles.

Reza Aref, candidato considerado partidario de las reformas en la línea del expresidente Mohamed Jatamí, ha anunciado hoy su retirada de la carrera electoral.

Aref explicó en su página web que adoptó esta decisión tras recibir una carta del propio Jatami, en la que éste le sugería que la retirada sería la opción más inteligente, para no perjudicar las posibilidades del otro candidato considerado moderado, Hasán Rowhani.

Su abandono se suma al del expresidente del Parlamento, el conservador Golan Alí Hadad Adel, con lo que ya sólo quedan seis candidatos para las elecciones del próximo día 14.

Los explosivos se encontraban en el yacimiento Bai Hasán, en Kirkuk (norte), explotado por la compañía estatal NOC, que aseguran no ha habido ningún desperfecto.

Se desconoce quiénes están detrás de este intento de atentado.

Se trata de Omar Ashur, jefe de la organización terrorista en Ghail Bawazir, donde los yihadistas se habían hecho fuertes debido a la ausencia de medidas de seguridad en la zona.

En el operativo, llevado a cabo en Hadramaut (sureste), han sido apresados también otros cinco terroristas.

Según funcionarios de Kandahar consultados por la BBC, el niño era de una familia pobre y recibía alimentos de la Policía del distrito de Zhari.

Se atribuye la autoría del crimen a los talibanes, que ya el año pasado fue acusado de asesinar a otros dos muchachos de la misma manera. Sin embargo, uno de sus portavoces ha negado que su grupo esté detrás del asesinato y ha condenado el mismo.

Huda al Ajmi, una maestra de 37 años, ha sido condenada por insultado al emir y pedir el derrocamiento del régimen, según se detalla en la sentencia.

Se trata de la pena más dura impuesta por delitos cometidos a través de la Red.